miércoles, 23 de enero de 2013

TEORÍA DEL ZHAN ZHUANG SEGUNDA PARTE 02

C) Puede revertirse. Es característico de una postura correcta que en el radio de acción del movimiento voluntario éste pueda detenerse o invertirse en cualquiera de sus fases sin esfuerzo en general, aunque hay alguna excepción como por ejemplo, los movimientos reflejos y la inercia en un salto.

D) La respiración se acompasa. Contener el aliento es la señal observable más clara de una postura incorrecta, que tiene su origen en la excitabilidad de determinados grupos musculares, principalmente el diafragma.

Mediante el entrenamiento mental o ideomotor que se realiza durante la práctica de zhan zhuang podemos procesar e integrar todas las observaciones y cambios que se producen en nuestra estructura corporal, recibidos a través de los mecanismos perceptivos de nuestro sistema nervioso. Además es posible adquirir una serie de patrones y mecanismos que nos sirven para reajustar de una manera precisa la actividad muscular en cada momento, lo que nos permite mantener el equilibrio.



INTEGRACIÓN DEL SISTEMA NERVIOSO

El mantenimiento del equilibrio en posiciones estáticas implica tanto el componente físico, es decir, permanecer estable, como el psíquico, sentirse estable. Si nos centramos en el primero es posible afirmar que en el proceso del equilibrio interviene todo el sistema nervioso y osteomuscular.

Este “sistema de equilibrio” que nos permite la función estática se fundamenta en tres componentes principales:
Sensorial, se capta toda la información corporal interna y periférica.
Coordinadora y rectora, se analiza e integra la información proporcionada por el componente anterior.
Motora, se materializan los impulsos nerviosos en respuestas posturales.


La parte motora reside en el sistema musculo esquelético, la coordinadora-rectora reside en el encéfalo, cerebelo, retícula y córtex cerebral, y la sensorial está compuesta por tres receptores en sentido amplio como son la vista, el sistema vestibular y la sensibilidad corporal. Ésta última proporciona información al sistema nervioso central sobre la situación y las condiciones del propio cuerpo a partir de receptores situados en la piel, músculos, articulaciones y vísceras. Incluye la propiocepción, que informa sobre la fase estática o dinámica de los diferentes segmentos corporales; el tacto, que indica el contacto de objetos con la piel; el sentido de la temperatura y el dolor, que alerta ante una posible lesión del organismo.

El sistema propioceptivo o somatosensorial permite tener este sentido de la posición al integrar todos los segmentos corporales y además hace posible el aprendizaje y la mejora de la destreza motriz. Reside fundamentalmente en los husos musculares, que en su función sensitiva informan de la longitud del músculo y en su función motora mantienen el tono; en las uniones tendino musculares, a través de los captores del reflejo miotático; en cápsulas articulares y periostio, que informan de la posición articular y la dirección del movimiento; y en unas terminaciones nerviosas diseminadas por músculos, ligamentos, articulaciones y periostio.

Además de este sistema hay otro llamado exteroceptivo, que se sitúa en la superficie plantar en los pies y palmar en las manos, que juega un papel secundario en el control del equilibrio corporal.

Complementando al sistema propioceptivo en la generación de información para el sistema nervioso central o SNC, existe el sistema vestibular, un órgano par situado en el cráneo, compuesto por los órganos otolíticos y los conductos semicirculares. Los primeros detectan la posición de la cabeza y los segundos sus movimientos, especialmente la rotación.

El trabajo de zhan zhuang permite llevar a la consciencia los reflejos profundos y procesos inconscientes y proporciona un alto grado de refinamiento en las habilidades instintivas. Esto se logra al sumar todas las percepciones y reacciones sensoriales, los reflejos y ajustes posturales adaptativos y la anticipación a dichos ajustes, obtenida a través de imágenes mentales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

"Que tu comentario sea respetuoso; que tu crítica sea constructiva..."