miércoles, 23 de enero de 2013

TEORÍA DEL ZHAN ZHUANG SEGUNDA PARTE 03

ABRAZANDO EL ÁRBOL-. AJUSTE DE LA ESTRUCTURA

Desde el punto de vista biomecánico para que pueda mantenerse el equilibrio bajo la acción de la gravedad en una posición de pie, es fundamental aproximar lo más posible la postura a la linea central de gravedad.

Con esta finalidad en zhan zhuang se realizan reajustes posturales basados en la flexibilidad de la columna vertebral en sus cuatro curvas anatómicas: la sacra y dorsal, que son poco flexibles; y lumbar y cervical, más móviles. Para ello se realiza una oscilación de la pelvis que permita llevar el coxis hacia delante y arriba, es decir, una anteversión, el mentón se retrae ligeramente y se empuja con la coronilla hacia arriba (columna cervical). (Figura 1)

También es importante el punto central de gravedad, situado en la mitad superior de la línea central, si partimos de la cabeza hacia los pies. Está ligeramente por debajo del ombligo y por encima del sacro, a la altura de la 3ª vértebra lumbar. Según otros autores se encuentra en el 55% de la estatura, a la altura de la segunda vértebra sacra.



El equilibrio depende de que este centro de gravedad caiga dentro de la base de sustentación, que es el trapecio formado por los pies incluyendo su superficie (Figuras 2 y 3). Por este motivo en zhan zhuang se presta mucha atención a la posición de pies y piernas. Los pies se sitúan paralelos, separados a la distancia de los hombros y tenemos que tomar conciencia del apoyo en el triángulo formado por el talón y la base del primer y quinto metatarsiano. (Figura 4)



Las piernas deben estar ligeramente flexionadas y mantener una tensión isométrica imaginando que entre ambas tenemos una bola que se expande, lo que nos conducirá a abrir las rodillas y equilibrar el peso entre la cara externa e interna de los pies.

En cuanto a la postura de los brazos, Wang Xiangzhai decía que debían colocarse frente al cuerpo entre la barriga y la altura del pecho, sin precisar mucho más, ya que concedía mayor importancia a la toma de conciencia, la esencia de su trabajo, que a los detalles técnicos. Los brazos se mantienen como abrazando un árbol o sujetando un objeto redondo como una pelota de playa. Al igual que en Taijiquan se sigue la máxima de conservar los hombros relajados, bajos y redondos a través de la abducción y rotación interna del húmero, y hundir el pecho con una abducción de las escápulas.

Según Wang Xiangzhai la parte superior de los brazos debe estirarse de forma horizontal utilizando seis movimientos intencionales: coger, abrazar, abrir, cerrar, estirar y contraer. Los codos se doblan ligeramente y no se dejan caer, es como si se apoyasen sobre dos balones en el agua. Para evitar que los balones se muevan mantenemos una leve presión. Los dedos de las manos se estiran con suavidad.

OBJETIVOS DE LA POSTURA Y SUS BENEFICIOS

El proceso a seguir consiste en relajar el cuerpo a través de la eliminación de toda acción donde esté involucrada la musculatura dinámica y también la estática en su función dinámica. También se debe conectar todo el cuerpo tomando consciencia de la estructura de forma paulatina, para manejarla con cierto control y atender a cualquier percepción que proceda de la postura.

El cuerpo se reeduca a través de la reprogramación muscular y del alineamiento de la columna. En relación al Taijiquan se trata de integrar en los movimientos el uso de la musculatura estática, para absorber y dirigir así cualquier fuerza entrante como hacemos con la gravedad.

Esto nos da la base para adquirir fuerza interna y externa. Según se dice en los clásicos del Taijiquan, “cuando lo realmente suave llega a su límite, se convierte en verdaderamente fuerte”.




En cuanto a sus beneficios podemos citar los siguientes:
Mejora el balance entre la musculatura dinámica y la estática, por lo que se experimenta una reeducación postural y conciencia del conjunto, de gran aplicación en disfunciones relacionadas con la estructura corporal.
Una respiración abdominal reposada resulta muy beneficiosa en casos de estrés físico y emocional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

"Que tu comentario sea respetuoso; que tu crítica sea constructiva..."